28.8 C
Caracas
lunes, septiembre 21, 2020
Inicio Voces Múltiples México Desafíos ante la herencia neoliberal

Desafíos ante la herencia neoliberal

0

 

 

Tras un período largo de descrédito y repudios sociales muy diversos, la Cámara de Diputados y la Cámara de Senadores reciben una inyección de “esperanza” de la mano del triunfo electoral de López Obrador (53% de los votos). La coalición “Juntos Haremos Historia”, compuesta por Morena, PT (Partido del Trabajo) y PES (Partido del Encuentro Social), tiene prácticamente la mayoría simple y podría ser mayoría calificada si logra acuerdos con otras fuerzas políticas.

La Cámara de Diputados cuenta con 500 integrantes para la LXIV Legislatura, mientras la Cámara de Senadores cuenta con 128 curules que trabajarán organizados como una coalición dominada por Morena que (en un plazo récord de 4 años) se convirtió en fuerza político-legislativa mayoritaria. Tal composición cuantitativa cuenta, en lo cualitativo, con personajes muy diversos (algunos precedidos por polémicas agrias) con experiencia política muy variada. Entran ahí deportistas, miembros de la farándula y algunos políticos que saltaron de sus anteriores militancias para sumarse a la coalición y configurar, entre todos, un mosaico donde habrá que ver cuánto influye de dónde vienen en relación a dónde deben ir ahora. En todos los casos está la mano de un electorado que deberá mantenerse vigilante y participativo. López Obrador impulsa una iniciativa de “referéndum revocatorio” que bien pudiera surtir efectos sobre la participación popular, en la vigilancia de sus representantes, pronto. Para sí y para todos. Nada mal.

Una deducción simple hace pensar que todas las banderas esgrimidas durante la campaña deberán tomar lugar prioritario en la agenda inmediata: la lucha contra la corrupción, la recomposición del modelo productivo, el rescate de la producción agrícola, la defensa del poder adquisitivo, la revisión de todos los contratos privatizadores, la revisión de las “reformas” energética, educativa, laboral… y a eso hay que agregar el diseño del nuevo presupuesto para 2019 con las “políticas de austeridad” ya anunciadas, el papel del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Canadá, la creación de la Secretaría de Seguridad y el plan nuevo para la lucha contra el crimen organizado. Dicho todo en líneas gruesas.

Pero la agenda de los desafíos no es sólo un repertorio de enunciados técnico-jurídicos sino una red de problemas políticos que, además del tratamiento formal pertinente, requieren un tratamiento político que será teñido por una etapa electoral inédita y un desafío superior basado en consolidar la llamada “4a Transformación de México” luego de la Independencia (1810), la Reforma (1858-1861) y la Revolución (1910). Esta vez la mayoría legislativa emerge de una “rebelión electoral” que en las calles mantendrá vivos todos los mandatos con que impulsó, de manera inédita, a sus representantes. México no viene de una fiesta del bienestar económico ni social, México está hundido en un pantano macabro con el país endeudado como nunca, con récords de asesinatos, desplazamientos y desapariciones. Siguen sin resolverse las demandas históricas de los pueblos originarios, los 43 de Ayotzinapa y todos los crímenes contra organizaciones y movimientos sociales. Récord de periodistas asesinados, récord de fosas clandestinas con miles de víctimas no identificadas, récord de corrupción, analfabetismo, saqueo, explotación y niveles de miseria insoportables. La agenda es muy compleja.

No menos complejo es el desafío, que en materia diplomática, habrá de enfrentar el nuevo cuerpo legislativo de diputados y senadores, para recomponer nuestras relaciones internacionales, en las que México tuvo tradición solidaria con el mundo entero (España, Cuba, Argentina, Chile, Nicaragua, Ecuador, Venezuela, Uruguay… toda Centroamérica) y que fue desfigurada por la subordinación a la diplomacia norteamericana. En esa agenda es prioridad la crisis humanitaria que han venido sufriendo los inmigrantes que atraviesan el país rumbo a EE.UU., es prioridad la revisión de todos los tratados establecidos con los países centroamericanos relacionados con tráfico de dogas o armas y es prioridad un plan de desarrollo económico de la región capaz de resolver la crisis de empleo que se viene padeciendo por las políticas económicas impuestas desde el norte. Si avanza en todo lo que prometió, ésta composición legislativa está llamada a ser piedra angular de la “4ª Transformación de México”, y por ahora, cuenta con una legitimidad popular y democrática que en décadas no se vio. Todo eso deberá hacerse con austeridad presupuestaria y moral anti-corrupción en lo concreto. Habrá que estar muy atentos.

* Director del Instituto de Cultura y Comunicación Universidad Nacional de Lanús.

FuentePágina 12
Artículo anteriorNoticiero radial Venezuela Es Noticia 04SEP18 en castellano e inglés
Artículo siguienteVenezolanos que migraron a Ecuador retornan este miércoles a Caracas
Fernando Buen Abad
Fernando Buen Abad Domínguez es mexicano de nacimiento, (Ciudad de México, 1956) especialista en Filosofía de la Imagen, Filosofía de la Comunicación, Crítica de la Cultura, Estética y Semiótica. Es Director de Cine egresado de New York University, Licenciado en Ciencias de la Comunicación, Master en Filosofía Política y Doctor en Filosofía. Miembro del Consejo Consultivo de TeleSur. Miembro de la Asociación Mundial de Estudios Semióticos. Miembro de la Red de Intelectuales y Artistas en Defensa de la Humanidad. Miembro del Movimiento Internacional de Documentalistas. Desarrolló actividades de investigación y docencia universitaria en México, Argentina, Venezuela, Bolivia, Ecuador y Estados Unidos entre otros países. Colaborador de Rebelión y otras revistas digitales. Autor de varios libros sobre Filosofía de la Comunicación, Filosofía de la Imagen, Imagen Filosofía y Producción Creativa, Crítica de la Cultura... así como de numerosos artículos publicados en México y en otros países. Ha sido Presidente del Jurado del Festival Tres Continentes del Documental, miembro del Jurado Internacional del Festival Al Jazeera de Producción Televisiva, Qatar 2006, Jurado del Premio Libertador al Pensamiento Crítico entre otros. Ha dirigido diversos proyectos de investigación y tesis doctorales en su país y en el exterior. Ponente en múltiples congresos internacionales. Asesor del Centro de Investigación Aplicada en Recursos Audiovisuales CIARA. Rector-fundador de la Universidad de la Filosofía. Ha impartido cursos de postgrado y conferencias en varias universidades latinoamericanas. Ha obtenido distinciones diversas por su labor intelectual. Ha publicado más de 17 libros (obra filosófica, literaria, individual y colectiva) en México. Venezuela, España y Argentina. Ha sido Jefe del Departamento de Programas Culturales en XEIPN (canal de televisión del Instituto Politécnico Nacional) en México, DF. Ha escrito y dirigido 19 trabajos audiovisuales y cinematográficos en México, Houston, Nueva York y Argentina. y es miembro de diversas organizaciones artísticas y de investigación. Ha publicado los libros Filosofía de la comunicación (2001), Filosofía de la imagen (2003) y Imagen, filosofía y creación (2004). Semiótica para la Emancipación (2009). Filosofía de la Responsabilidad Socialista en Comunicación (2012). Filosofía del Humor y de la Risa (2013). Filosofía de la Imagen (edición venezolana) Filosofía de la Comunicación (tercera edición -Venezuela- 2014). Profesor de la Universidad Nacional de Avellaneda. Profesor de la Universidad Nacional de Lanús. ​Actualmente es Director del Centro Universitario para la Información y la Comunicación Sean MacBride de la Universidad Nacional de Lanús, Argentina. ​

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Por favor introduzca su nombre